Bienvenida

Seiboaldia TV por Teletoro

Anuncios

Bienvenida

Publicidad

Sígueme

viernes, 21 de enero de 2011

( De la Región ) Reclaman asfaltar carretera La Romana-Guaymate y la terminación de la Plaza Artesanal

La carretera hacia Guaymate es un desastre

Por Oscar Quezada
Periódico El Caribe
ULTIMO MINUTO/Serie26
LA ROMANA, República Dominicana.-La terminación de la carretera que comunica a La Romana con el municipio de Guaymate y El Seibo, y de la Plaza Artesanal y Turística, enclavada en el mismo centro de esta ciudad, figuran entre las obras más demandadas en esta provincia, por la importancia que revisten para la vida de sus munícipes.
La vía que conduce a Guaymate fue iniciada hace ya varios años, pero mientras se decide su culminación sus usuarios sufren diariamente las molestias corporales que implica viajar por una carretera en mal estado, además de exponerse a peligrosos accidentes de tránsito, como ha ocurrido en el pasado reciente.

La obra está presupuestada en 350 millones de pesos, conforme a datos ofrecidos por el gobernador provincial, Martires Castro. De los 20 kilómetros de longitud de esta vía de comunicación, el Ministerio de Obras Públicas solo asfaltó cuatro. Dado el inexplicable retraso de los trabajos, las quejas compiten con las promesas incumplidas de las autoridades responsables de mejorar sus condiciones.
“Los dueños de vehículos están al grito. Las agencias nos están quitando los vehículos”, lamenta el chofer Jorge Alberto Mieses, adscrito al sindicato de choferes con ruta hacia Guaymate.
El gobernador de La Romana asegura que Obras Públicas ha prometido iniciar los trabajos en febrero, aunque antes había dicho que los trabajos comenzarían en este mes.

“En el último conversatorio que tuvimos con el señor ministro (de Obras Públicas, Víctor Díaz Rúa), él me decía que la posibilidad era que sus inicios serían a partir de febrero”, explica Castro.

Las autoridades edilicias aseguran que se sienten preocupadas por el mal estado de esta carretera. Sin embargo, se declaran incompetentes y sin dinero para costear su terminación, alegando que es responsabilidad del Gobierno.
“Aquí el Gobierno tiene paralizadas todas las obras que ha comenzado y nosotros no podemos asumir compromisos que no nos corresponden, porque no contamos con los recursos requeridos”, sostiene Tony Adames, alcalde de La Romana.
Mientras, los residentes de Guaymate esperan con ansias la terminación de la vía. Aseguran que la polvareda que levantan los vehículos al cruzar atentan contra la salud de sus familias.

Plaza. La Asociación de Mercaderes Romanenses (AMER) atribuye la paralización de la Plaza Artesanal y Turística a la amenaza de las autoridades provinciales y municipales de adjudicarse el 40% de los cubículos de este centro, de los 90 puestos diseñados en esa obra, iniciada en octubre del 2006.

Los miembros de la asociación explican que el argumento para quitarles una parte importante de los cubículos del mercado es que la plaza es propiedad del Estado.

La alegada advertencia de apropiación de cubículos es interpretada por los mercaderes como una especie de chantaje por parte de las autoridades.
“Esta plaza se hizo en común acuerdo con el Gobierno central y las autoridades municipales. Cada uno de los miembros de nuestra institución tiene su precontrato de prearrendatario”, asegura Miguel Guerrero, presidente de la Asociación de Mercaderes Romanenses (AMER).
Las respuestas del gobernador parecen confirmar las denuncias de los mercaderes. “Si en tu casa hacemos una casa, y tu casa tiene tres habitaciones y la hacemos de 15 habitaciones, entonces te tocan tres. ¿O estoy errado en el asunto?”.

Martires Castro justifica sus pretensiones diciendo que la cantidad de cubículos que existían cuando se hizo el levantamiento y la desocupación del antiguo mercado es la que se va a entregar a los mercaderes.

“Ahora, si ellos entienden que son los que deben entregar los cubículos sobrantes, entonces quizás estén un poquito errados, porque solo se les va a cumplir con la parte que ellos tenían”, advirtió.

Culpan a las autoridades
Al margen de las explicaciones ofrecidas por el gobernador, la AMER insiste en culpar a la irresponsabilidad de los funcionarios provinciales y edilicios el incumplimiento de lo pactado con los 87 mercaderes que conforman la asociación que los agrupa, y que aspiran a ocupar un puesto de venta en la plaza comercial en construcción.
El 10 de octubre del 2006, los mercaderes entregaron la antigua área comercial para dar paso a la construcción de una plaza. Afirman que entonces se les prometió entregar los 90 cubículos que tendrá la nueva infraestructura.
Pagan los alquileres
El tranque provocado por la parálisis de este mercado tiene a decenas de hombres y mujeres pagando hasta 35 mil pesos mensuales por concepto de alquiler, hasta tanto les entreguen la plaza que comenzó a edificarse hace ya cuatro años. “A la mayoría de los compañeros que están pagando alquileres, se los está llevando el mismo diablo”, apunta Guerrero.

La plaza está diseñada para ofertar productos para un público esencialmente turístico, como artesanía, tejidos y calzados. Los negocios incluyen cafeterías, fantasías y dulcerías.
Publicar un comentario

Compartenos en: